· 

El duelo

duelo, perder familia, covid_19, muerte, perder trabajo, perder pareja, atención psicológica

 

 

Cuando alguien piensa en el duelo  rápidamente viene a su mente la idea de la muerte, y en cierto modo eso es el proceso de pérdida más grande que puede tener una persona, no hay un retroceder...

 

Trataré el tema de la pérdida desde dos circunstancias; la pérdida de un ser querido por fallecimiento  y las otras  pérdidas. 

 

Sé que la pérdida de un ser querido es algo que  no hay vuelta atrás, un trabajo se puede recuperar, una relación puede convertirse en otra o incluso en volver con esa persona, pero el shock emocional puede ser similar, según así lo valore la persona. 

 

Ante las perdidas una parte de nosotros mismos cambia y no podemos dar marcha atrás a la situación.Nos caemos en un oscuro mundo lleno de dolor y sufrimiento.

 

Cada persona tiene una o varias  pérdidas en su biografía y  la mayoría conoce aquella frase "tiempo al tiempo", y es verdad hasta cierto punto, ya que,  podemos poner de nuestra parte para que las horas  no sean  tantas que olvidemos los que éramos antes de la pérdida. 

 

Unos concejos que te pueden servir para ayudar a una persona que se encuentra en una situación de duelo o para ti.

 

  1. Intenta organizar tu día a día. En una agenda organiza las cosas por hacer de cada día. Puede resultarte tedioso pero es importante organizarte y "obligarte"  seguir la rutina adaptada  a las circunstancias. 
  2. Las decisiones transcendentales es mejor dejarlas para más adelante. Sin las ideas claras, los resultados de nuestras acciones pueden ser más caóticas.
  3. Date a ti mism@ licencia para dejar fluir los sentimientos. Cuantos más muros se crean a las emociones,  mayores son los efectos negativos y más duraderos en nosotros mismos y en los que nos rodean.
  4. Acepta el apoyo de los demás. "Un gran guerrero no gana una guerra solo, a su lado hay un ejército!  "
  5. Otorga el tiempo que das a los demás a ti mism@. Si estamos mal, no tenemos porque salvar a los demás. Piensa en ti y podrás hacer más y mejor por los otros cuando te encuentres bien. 
  6. El objetivo del proceso es aceptar la nueva situación e incorporarlo a nuestro nuevo día a día. 

 

Qué puede llegar a complicar un duelo?

 

El proceso del duelo es natural como te he indicado antes, desde que el ser humano es consciente de la pérdida ha aprendido a realizar "rituales" que le ayudan a despedirse. Ahora mismo nos encontramos en una realidad global de pandemía  que por la misma circunstancia no nos permite realizar los rituales de despedida,  es indiferente que creamos o no, en un ser superior o que sigamos una religión u otra, el sentir que no nos podemos despedir de un ser querido nos crea a todos por igual tristeza, frustración , rabia, confusión, culpabilidad, desesperanza sobre el futuro. 

 

Qué podemos hacer?

 

Una alternativa es  realizar rituales que nos sirvan para contactar con las personas más próximas o con la comunidad y liberar el dolor, escribir cartas a esa persona que hemos perdido y decirle todo aquello que nos hemos  reprimido y reafirmar lo que siempre lo decíamos.

 

Es importante comprender que es una situación que nadie ha querido que sea de ésta forma, que hemos hecho todo lo que estaba en nuestras manos y que todos se han esforzado porque el triste final no fuese así.

 

Si vives con menores, permite que ellos sepan la verdad y puedan también hacer su ritual de despedida. Los silencios son necesarios, piensa en ti y permite que los demás te quieran acompañar en tu dolor.

 

 

Cuándo acudir a un profesional?

 

La mayoría de procesos del duelo se superan con el paso del tiempo y sin necesidad de intervención, pero cuando el duelo se prolonga mucho en el tiempo (más de un año), la situación desborda las áreas de la persona en la escuela, trabajo, relaciones sociales, estado personal y de salud. Es muy recomendable contactar con un profesional.