· 

Habituarnos a lo negativo

A menudo las personas nos ponemos a pensar sobre "Qué es lo que quiero?, Estoy viviendo lo que quiero?. Son preguntas necesarias que llegado el momento necesitan ser valoradas para reconducir nuestras vidas o  introducir pequeños cambios que la mejoren.

 

Pero, qué pasa cuando está pregunta viene rodeada de dolor y tristeza? La vida que vivimos junto a alguien es realmente lo que necesitamos?, estamos con ésa persona por deseo, habituación  u obligación?

 

El ser humano busca constantemente la satisfacción de sus necesidades, gracias a eso se han conseguido grandes avances a todos los niveles. Nos auto creamos necesidades "básicas" cuando realmente no lo son, por ejemplo los teléfonos inteligentes.  

 

De las personas que te rodean habitualmente, cuántas realmente te hacen mejor persona o al menos te permiten vivir en armonía? Hay relaciones o interacciones que no podemos cambiar (familiares, jefes, compañeros de trabajo,compañeros de estudios...), pero los amigos y las parejas, son tu decisión.  Tu eliges con quién y cuándo estar.

 

Habituarnos a lo negativo: devaluaciones, relaciones tóxicas, falta de empatía, falta de comunicación, falta de feedback,etc. Es poco útil para nuestra propia "supervivencia".

 

Dale un giro a tu día y  a tu vida!

 

Estudia, valora, se observador externo de tus relaciones y toma consciencia de si necesitas hacer una cambio de entorno y busca aquel que realmente te alimente emocional y psicológicamente. 

 

Un relación poco satisfactoria o negativa, no es solamente la que se basa en el mal trato hacia ti u otras personas, es también la que solamente te busca para satisfacer sus necesidades y nunca escucha las tuyas.

 

 

 

 

 

r-inicia, tarragona, centro psicológico, oriana mosquera, psicomforense
Colaboradora en el Centro Psicológico R-Inicia